*

Tecnología

Portada Tecnología  |  25 enero 2019

Tiene 83 años y convirtió un basural en una plaza para que jueguen los nenes

Se trata de Serafín Casimiro, quien vive en la localidad de Cerrillos, ubicada a 25 kilómetros de la ciudad de Salta.

Un abuelo salteño se convirtió en viral tras conocerse que convirtió un basural de su localidad en una plaza para que puedan jugar los niños.

Se trata de Serafín Casimiro, quien vive en la localidad de Cerrillos, ubicada a 25 kilómetros de la ciudad de Salta.

El hombre de 83 años y ya jubilado se propuso limpiar el basural que ocupaba todo un terreno frente a su casa, para convertirlo en una plaza y lo logró.

Hoy, a 10 años de aquella hazaña, todavía dedica su tiempo al cuidado de los juegos y las plantas del lugar.

"En su momento fui encargado del mantenimiento de la plaza principal de mi ciudad y cuando me jubilé tuve la necesidad de hacer algo. Entonces, vi que frente a mi casa, a las orillas del ferrocarril, estaba todo abandonado, con pozos, pastos largos y mucha basura. Así que decidí pedirles a los vecinos que dejaran de arrojar residuos para empezar a trabajar", dice Casimiro, de 83 años.

Luego, llegó el momento de "poblar" la plaza. "Una vez que tuve el terreno limpio, comencé a plantar árboles, pinos, palos borrachos, cactus de diferentes tipo, paraísos, rosales, pensamientos, palmeras y otros ejemplares. Además coloqué algunos bancos destinados a quienes tuvieran ganas de acercarse a descansar, lo que generó una gran alegría entre los habitantes de Cerrillos", explica.

Hace unos meses, el Concejo Deliberante de su localidad le otorgó un reconocimiento como "Vecino destacado por contribución a la mejora de la calidad de vida". Pero el premio no lo hizo dormir entre laureles.

Fuente: Crónica

Comentarios